Clik aqui para ver como descargar los libros

Lastimosamente no se envia libros a nadie x mail, a no ser los especificados en los temas. No insistan. No respondere mails con dichos pedidos. Para eso comparto.

Edwina Shore – Varias contemporanea

Chad McCabe tal vez fuera el propietario de la pequeña ciudad de Mount Westerly, en Australia, pero Joanna pensaba que era una lástima que su corazón fuera tan duro como el hierro que extraía de sus minas. Y más lamentable aún era que, a pesar de todo, ella le había entregado su corazón.

Más tarde se enteró de que él estaba decepcionado por una amarga experiencia que tuvo con una mujer egoísta.

Entonces, ¿por qué iba a cometer el mismo error con la también egoísta Yvonne Jensen?

Briony viajó con Kyle a Barra y durante una breve temporada, la isla fue el lugar mágico en donde se refugiaron. Ella compartió el hogar de Kyle así como noches llenas de amor, ternura e intensa pasión.

Después la realidad se interpuso entre los dos. Tres años más tarde, ella regresó a Barra para encontrarse de nuevo en la casa de su esposo, sin embargo, él no deseaba verla. Y la joven tampoco quería estar allí…

Ni pensar que Mandarah fuera a venderse a una compañía minera para que la destruyera y que la tía Addie se quedara sin hogar. La casa solariega había pertenecido durante mucho tiempo a la familia, para permitir que eso sucediera. Pero el abuelo estipuló en su testamento que la única manera de salvarla sería que Celia se casara con Rick.

Cuatro años antes hubiera sido fácil. Celia lo amaba lo suficiente para pedirle que se casara con ella, pero él la rechazó y desde entonces lo odiaba. Ahora, el único motivo que tenía para casarse con Rick, era salvar a Mandarah, y las razones de él parecían casi tan mercenarias como las de ella.

 

Lo que menos necesitaba Julia en su último día de trabajo en la inmobiliaria Dawlish, era esa arrogante e impaciente voz a través del teléfono, exigiendo ver una propiedad. Pero el señor Miles y la pequeña casa en Londres que él quería, no concordaban. Además, en cuanto Julia conoció al hombre en persona, supo que jamás llegarían a ser buenos amigos. ¡Esto representó un serio problema… una vez que descubrió que el “señor Miles”, alias Richard Weldon, era su nuevo jefe!

One Response

  1. maruxena 6 junio, 2015

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.