Clik aqui para ver como descargar los libros

Lastimosamente no se envia libros a nadie x mail, a no ser los especificados en los temas. No insistan. No respondere mails con dichos pedidos. Para eso comparto.

Philippa Carr – Serie Las Hijas De Inglaterra

Damask Farland, hija de un rico abogado cuyas tierras lindan con la abadía de San Bruno, se siente cautivada por el niño expósito que los monjes han hecho suyo. Descubierto en el altar la mañana de Navidad, Bruno se transforma en un gran hombre, del que Damask se enamora sin reticencias… solo para que la destroce su crueldad. Damask, la rosa exótica, cuenta la historia de su linaje, de su despertar al amor, de su corazón deshecho en el trasfondo de la Inglaterra de Enrique VIII, el rey que creó un cisma por poner los ojos sobre Ana Bolena. Y también la de Bruno, un hombre a quien todos creyeron un profeta y un santo hasta que un escandaloso secreto ve la luz en la abadía.

Le dicen “el león”. Se llama Jake Pennlyon, el imponente y varonil bucanero al servicio de su Majestad británica. El siguiente abordaje es el corazón Catharine Farland.

Obligada a un matrimonio de conveniencia, atormentada por los recuerdos del amor juvenil que resultó prohibido, Catharine se jura que huirá de su destino. Pero los tempestuosos tiempos de Isabel I le traen una sorpresa, cuando la hacen prisionera en un galeón español… sin siquiera sospechar que ella es un peón en el ajedrez de venganza de un hombre.

A través de la enemistad de los reinos de España e Inglaterra hasta los días de la legendaria derrota de la Armada Invencible, la novela sigue los pasos de Catharine desde el arrebato de la primera pasión hasta la ferocidad de un amor de madre. Y a pesar de todas las peripecias, Catharine descubrirá que su corazón está por siempre ligado al de un bucanero seductor.

Son idénticas, aunque solo en apariencias. Angelet es amable y dulce en su inocencia. Bersaba, enigmática y tortuosa en su sensualidad. Nunca se habían separado hasta que Bersaba enferma. Entretanto, Angelet se casa con Richard Tolworthy y se van a vivir a una taciturna mansión en Far Flamsted. Años más tarde y ya recuperada, Bersaba los visita, celosa de que su hermana haya conseguido un buen partido antes que ella. Angelet está a merced de los oscuros arcanos de la mansión que habita, mientras Bersaba está dispuesta a todo por conseguir el amor de un hombre. Nada la ha preparado para los secretos que desenmascarará en Far Flamstad.

Angelet y Bersaba descubren que los mismos lazos que las unen pueden separarlas para siempre.

Cuando Arabella Tolworthy huye a Francia, siguiendo el destino del destronado Carlos II, hace amistad con dos seres que cambiarán su vida. Subyugada por Harriet Main, Arabella no sospecha la amenaza que la actriz supone para su felicidad futura. Enamorada de Edwin Eversleigh, no presiente la tragedia que espera a su rápido matrimonio.

De regreso en Inglaterra, viuda y encinta del hijo póstumo de Edwin, será otro Eversleigh quien haga tambalear de nuevo los cimientos de su vida. Puede perderlo todo o encontrar un nuevo amor.

Priscilla Eversleigh.
El rey ha vuelto al trono, pero Inglaterra sigue desangrándose en la agitación política y religiosa.
La turbulencia no tarda en llegar a las puertas del sereno castillo de Eversleigh, donde la joven Priscilla se entrega al fugitivo Jocelyn Frinton en un instante de pasión juvenil.
Desesperada por esconder su caída, Priscilla marcha a Venecia. Allí, la actriz Harriet Main hace pasar a la hija ilegítima, Carlotta, por suya. Junto con la niña, nace una conspiración.
Acosada por un pasado que la perseguirá a lo largo de años, Priscilla ve apilarse a su alrededor a los cazadores de fortuna. Hasta que Carlotta se convierte en presa de codicia y venganza. Priscilla debe hacer su último sacrificio, aun a costa del hombre que ama. Un sacrificio fundamental para el futuro de su hija y de todas las mujeres de la estirpe Eversleigh.


Carlotta y Damaris Main.
Carlotta, la hija ilegítima de Priscilla Eversleigh y Joselyn Frinton, crece a la sombra de las guerras de sucesión durante el reinado de Ana Estuardo. Su aventura vital comienza cuando lord Hessenfield —el atractivo líder jacobita— la secuestra y la obliga a compartir su cama. El secuestro se convierte en un apasionado romance.
Hessenfield debe huir a Francia, y Carlotta se descubre sola y embarazada. Para salvar la cara y el futuro, acepta un rápido matrimonio, pero se entrega a temerarias aventuras con otros hombres… incluido el pretendiente de Damaris, su medio hermana. Carlotta ignora a la sencilla Damaris quien, por su lado, se encariña con Clarissa, su pequeña sobrina. La serena fuerza de Damaris se pondrá a prueba cuando deba elegir entre su vida y la de su sobrina.

Clarissa Field.
¿Estará Clarissa condenada a ser una seductora incorregible como su madre Carlotta? Sin ser consciente, la niña sigue los pasos apasionados de la mujer a la que nunca conoció. Y se enamora perdidamente del rebelde jacobita Dickon Frenshaw. Pero Inglaterra en 1715 no el sitio adecuado para que florezca el amor. Los leales capturan a Dickon y lo deportan a América. Clarissa se ve forzada a un matrimonio con el libertino Lance Clavering, soldado de su Majestad.
Prisionera de dos hombres, Clarissa debe enfrentarse a un mar de hostilidad, rodeada de escándalo, perfidia y traiciones. El descontento civil crece y amenaza revolución cuando es acusada de espiar para los católicos. ¿Cómo salvará el futuro de su hija Zipporah?

Zipporah Clavering.
Casada con un amigo de infancia, Zipporah disfruta de su vida apacible y convencional. Atrás queda el legado de escándalo de su abuela Carlotta. Viaja a Eversleigh, ese sitio cargado de malicia y de peligro, solo para atender la llamada de un anciano moribundo. Pero cuando deja Eversleigh Court, Zipporah ya no será la misma.
Incapaz de resistir la sensualidad de un extranjero, Zipporah sucumbe frente a Gérard d’Aubigné y se embarca en una aventura ilícita cuya recompensa es un secreto agobiante. Pronto, el espíritu de Carlotta Eversleigh se enseñorea de su vida, mientras el escándalo, la violencia y el engaño amenazan con destruirla. Nadie saldrá indemne, ni siquiera su hija.

Charlotte d’Aubigné.
Cuando Lottie descubre que el hombre que la ha criado no es su padre biológico, toda su adolescencia se estremece. Había soñado con casarse con Dickon, su amor de niña, y pasar la vida en Eversleigh Court, pero el destino la arrastra al mar y a Francia.
Allí, como hija del conde Gérard d’Aubigné, Lottie se encuentra con un mundo que es la antítesis de la pacífica campiña inglesa. Conoce a su hermanastra y se casa con Charles de Tourville, un patriota cuyas pasiones íntimas solo igualan sus deseos de libertad.
Pero nadie está a salvo de un viejo amor. Dickon aparece en Francia con una misión enigmática y por motivos que no puede desvelar.

Claudine de Tourville.
Como consecuencia de la toma de la Bastilla, Claudine de Tourville y su madre huyen de Francia hacia las pacíficas costas británicas. En la mansión ancestral de su familia materna, Claudine siente que ha llegado a casa. Pero Eversleigh Court es un sitio cargado de historia, de malicia y de peligros.
Claudine no tarda en verse atrapada por la pasión de sus dos hermanastros. David, sereno, cortés, estudioso, el marido perfecto. Y Jonathan, tempestuoso, arrogante, sensual, muy lejos de un buen marido aunque muy cerca del perfecto amor. El triángulo amoroso que forman brillará más alto que las llamas que envuelven a Francia y Europa. Y puede quemar tanto o más que una revolución.

Lucinda Greenham.
Al estallar la primera guerra mundial, Lucinda Greenham y su amiga Anabelle Denver estudian en Bélgica.
El mayor Merrivale, un joven encantador, es el encargado de llevarlas de vuelta a Inglaterra.
La casa de los Greenham se convierte en un hospital para los heridos, entre ellos el mayor y Robert, hermano de Annabelle y el mejor amigo de Lucinda.
Fascinada por el mayor, aunque ama a Robert, Lucinda se hallará ante un grave dilema, que sólo Annabelle podrá resolver.
La vida de ambas había estado siempre entrelazada, hasta el dramático día en que Lucinda hace un terrible descubrimiento.

Si la ciudad lo subyuga, Jack Adair —el guapísimo Lord Rosslyn— le da vuelta como un guante. Halagada de ver su amor correspondido, Sarah acepta la oferta de matrimonio y se considera la mujer más privilegiada de Inglaterra en su felicidad. Hasta que descubre el oscuro secreto de su marido.
Años más tarde, es el futuro de Kate el que Lord Rosslyn pone en entredicho con sus constantes maquinaciones. Desesperado por salvar la propiedad familiar, compromete a la niña en un matrimonio de conveniencia que Kate no está dispuesta a aceptar: su corazón pertenece a otro.
Mientras las luchas por el trono de Inglaterra se suceden, Kate libra su batalla para ser la dueña de su vida. Y descubre que el amor puede salir victorioso ante las ambiciones y locuras de hombres y reyes.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.